A la espera del gran anuncio que nos detalle sin ninguna duda qué llevarán dentro PlayStation 5 y Xbox Series X, no nos queda más remedio que aferrarnos a cualquier información que surja en internet y tenga un respaldo importante para saber que no nos están intentando engañar.

Por ello hablamos hoy de una filtración importante de las supuestas especificaciones que tendrán ambas consolas cuando se estrenen en el mercado a finales de este mismo año. Y lo que nos dicen es que la consola de Microsoft podría llegar con más potencia que la de Sony.

Más potencia también significa un mayor precio… ¿o no?

El rumor ha estado por internet durante unos meses, pero ahora el medio Eurogamer lo ha analizado y ha llegado a la conclusión de que estamos ante información que podría ser cierta. Esto llega de un trabajador en AMD que guardó fragmentos de información en GitHub y terminó saliendo a la luz, según la versión corta de la historia.

Así hemos conocido detalles de PlayStation 5 sobre su GPU. Nos habla de una unidad personalizada hecha específicamente para la consola y que incluye componentes parecidos a los disponibles en la AMD Radeon RZ 5700 XT.

Sin embargo, hay una gran diferencia ya que hay tres configuraciones diferentes: la básica para PS5 junto a una que emula a PS4 y otra que emula a PS4 Pro, para poder ofrecer esa ansiada retrocompatibilidad. Con esto se ha comentado que la potencia de GPU de PS5 podría ser de 9.2 teraflops.

Por otro lado tenemos a Xbox Series X, que aunque conocemos algo mejor porque ya se ha presentado su aspecto, es también un misterio en sus componentes. Y lo que dice la filtración de ella es que será más potente que PS5, contando con 12 teraflops de potencia en su GPU. Y más allá hay pocos detalles.

Lo que está claro es que la nueva Xbox llevará la tecnología al límite. ¿Y qué significará esto? Pues aparte de poder conseguir casi todo lo que se propongan, lo más importante de cara al usuario es que seguramente sea algo más cara.

Según Eurogamer, PS5 podría llegar al mercado con unos 399 dólares mientras que Xbox Series X lo haría con 499 dólares debido a la diferencia de potencia. La diferencia es importante y en la actual generación fue un elemento clave que hizo a la consola de Sony ganadora en ventas.

De hecho, la propia Microsoft ha comentado anteriormente que no repetirían este error, así que igual terminan sorprendiéndonos con el precio. O tal vez opten por ese rumoreado lanzamiento doble: dos versiones, una más modesta, para adaptarse a todos los bolsillos y exigencias.

Como supondréis, no podemos confirmar nada por ahora ya que hablamos de filtraciones. Pero estaremos muy atentos a cualquier cosa que tengan que decir ambas compañías. Quizá Sony sea la más próxima y en el CES 2020 empiece a soltar prenda ya.

Fuente.