Spiders es una veterana compañía de videojuegos que ha ido creciendo con el paso de los años; ha colaborado con otros estudios, ha luchado para no cerrar puertas cuando las puntuaciones han sido especialmente bajas y ha conseguido mantenerse en ese espacio que ocupan los AA hasta mostrar lo que puede llegar a hacer con más recursos y presupuesto.

Greedfall significa dejar atrás ese espacio de AA que antes comentaba y adentrarse en el apasionante y peligroso mundo de las producciones AAA, donde el más mínimo error puede llevarte a la ruina.

Atrás quedan trabajos como Sherlock Holmes versus Jack The Ripper, Faery: Legends of Avalon, Of Orcs and Men (universo que cuenta con varias entregas), Mars: War Logs y su continuación The Technomancer y el discreto pero interesante Bound By Flame.

De estos últimos toma prestada la manera de encarar los enfrentamientos con los enemigos, pudiendo abrir una rueda llena de opciones mientras el tiempo avanza lentamente, como si de un sistema VATS propio se tratase.

Pero en Greedfall se mejora este sistema hasta llevarlo casi a la perfección, pudiendo combinar acciones rápidas para desestabilizar al contrincante o romperle su armadura con técnicas más elaboradas que van mucho más allá del simple aporreo de botones.

Pero no nos adelantemos tanto. Vayamos por partes a la hora de analizar este interesante juego de rol de acción lleno de aventuras, misiones misteriosas, personajes de todo tipo y mucha exploración.

Una historia llena de aventuras

La historia nos sitúa en un mundo con una estética basada en los tiempos europeos del siglo XVII, decisión muy acertada por parte del estudio francés ya que encaja perfectamente con este juego de rol en tiempo real. Se combinan la grandeza de tiempos pasados con la decadencia del tiempo presente.

Greedfall nos sitúa en un momento complicado para la civilización. A pesar de contar con unos descubrimientos científicos avanzados, una terrible enfermedad está acabando con la vida de muchas personas y no es posible hallar una solución a tan terrible mal.

Es por ello que nuestro personaje se embarca en la búsqueda de una cura en una nueva isla, el nuevo mundo. El problema es que, al llegar a lugar tan exótico y paradisíaco, las cosas se combinan ya que los peligros nos acecharán en cada rincón de la isla. Monstruos imposibles, mercenarios, caza tesoros y seis facciones entrarán continuamente en conflicto mientras intentan controlar los recursos del nuevo mundo.

Y en medio de toda historia estaremos nosotros, hablando con unos y con otros, formando parte de una facción y atacando a otra, descubriendo una isla repleta de misterios mientas nos adentramos más y más en la búsqueda de la cura definitiva del extraño mal que está arrasando el viejo mundo.

Creando a nuestro héroe

Buenas noticias para aquellos jugadores de rol que nos gusta crear a nuestro personaje desde cero. Tendremos la posibilidad de escoger entre hombre y mujer, decidir que aspecto físico tendrá entre diferentes modelos ya establecidos, elegir la clase (guerrero, mago o técnico) e invertir los puntos en habilidades tanto de combate como de atributos generales de nuestro personaje.

El juego cuenta con un árbol de habilidades libre, con lo cual no estaremos atados a una clase concreta. De todas formas, avanzada la aventura, podremos hacernos con objetos que nos permitirán redistribuir los puntos de atributos.

El combate se divide en tres categorías: guerrero (armas de una y dos manos), mago (hechizos ofensivos) y técnico (trampas elementales). Podremos destinar puntos de habilidad en todas estas categorías.

Pero también contaremos con habilidades pasivas que nos ayudarán a aumentar la fuerza, agilidad, precisión, constitución, poder mental, forzar cerraduras, etc.

Un combate lleno de acción combinado con un aroma de estrategia

De entrada existe el combate rápido, el fuerte y los movimientos de defensa como el contraataque y el esquive. Podremos utilizar estiletes, martillos, espadas, armas de fuego y otras armas inspiradas en la época en la cual se desarrolla el juego.

Como ya destacaba al principio de este análisis, podremos ralentizar el tiempo para elegir técnicas especiales con las que romper la armadura de nuestros enemigos y así poder vencerlos. Contaremos con una barra de furia que nos proporcionará daño adicional contra nuestros rivales.

Todo esto hace que los encuentros con los enemigos no sean un simple machaca botones, sino que tenemos que observar al contrario, tener clara su manera de actuar y atacar en el momento adecuado. Esto implica un pequeño toque estratégico que convierte los combates en un reto muy satisfactorio de superar.

Un nuevo mundo por descubrir

Una gran virtud que posee este título es la posibilidad de superar las misiones de diferentes maneras. Podremos ir a lo loco matando a todo el mundo o, por el contrario, conversar, investigar y realizar toda una serie de acciones para conseguir el objetivo final (incluso podremos disfrazarnos).

A veces tendremos que tomar decisiones difíciles, cómo decantarnos por una facción o por otra. También deberemos comunicarnos con nuestros aliados que nos acompañarán en esta intrépida aventura. Pero tenemos que ir con cuidado porque, según qué decisiones tomemos a lo largo de partida, pueden llegar a enfadarse con nosotros. Incluso existen opciones de romance, toda una sorpresa. Un título muy completo, la verdad.

Del mundo aclarar que no estamos ante un escenario completamente abierto, sino que está dividido en zonas medianas y grandes, en las cuales hay muchas cosas que hacer, descubrir y vivir. Recomiendo investigar al máximo cada una de esas áreas para disfrutar al máximo del videojuego y de todo su trasfondo.

Precioso entorno gráfico y sonoro

A nivel gráfico existe una doble realidad. Por un lado encontraremos escenas de gran belleza, con detalles muy trabajados y que rozarán el foto-realismo con otros menos trabajados y más toscos. Aquí se nota el esfuerzo del equipo por intentar ofrecer lo máximo que pueden con los recursos existentes.

En este sentido: las ciudades son simplemente preciosas, con un diseño artístico muy destacable y una ambientación que nos recordará algunos capítulos de la saga Assassin’s Creed. Y ojo, que cuenta con una paleta de colores cálida que emula la pintura barroca.

Sobre el idioma del juego decir que, aunque dispone de un destacado doblaje en inglés, los textos sí que están en castellano, así que no tendremos problemas con el idioma. La banda sonora, trabajo de Olivier Deriviere (Vampyr, Remember Me, A Plague Tale y el futuro Dying Light 2) también está a gran altura y en ningún momento nos molestará a lo largo de las más de 35 horas que nos durará el juego.

Conclusiones

Greedfall es una de las sorpresas roleras y aventureras de este 2019. Para todos aquellos amantes de sagas como Gothic o Risen será como volver a encontrar un camino perdido. Estamos ante un más que recomendable ARPG. Greedfall es el primer paso de Spiders en los AAA y la entrada ha sido más que buena.

Evidentemente existirán fallos menores, como el tema de las sombras, que a veces tiemblan demasiado o no están en el lugar más correcto, pero nada que empañe o condicione la jugabilidad de este buen título de rol.

Estamos ante la culminación (por ahora) de las posibilidades de un estudio que ha ido creciendo con paso firme. Entretenido sistema de combate, buena ambientación, historias interesantes y mucha exploración es lo que nos espera en Greedfall.

Dónde comprarlo