Al fin ha llegado el día en el Game Freak, maestros del rol japonés con una de las obras más aclamadas y famosas del mundo de los videojuegos a sus espaldas – Pokémon – lanza un nuevo título para otras consolas que no tiene que ver con su bien amada Nintendo.

Hablamos de Giga Wrecker Alt., una valiosa obra que consigue reunir en una sola aventura varios géneros con algunos aciertos y algunos defectos. Aunque su lanzamiento no se hará efectivo hasta el próximo 31 de abril, en Sonyers ya hemos podido probarlo.

Así que si estáis listos para embarcaros en una aventura más este mes estar atentos a nuestro análisis donde os desciframos todas las claves de Giga Wrecker Alt..

El mundo es caótico, pero una joven puede salvarlo

En un futuro cercano, la Tierra ha sido devastada por invasión robótica. El destino de todo el planeta recae sobre los hombros de Reika Rekkeiji, una joven que ha superado los límites de la humanidad tras ser salvada de la muerte, pero que ha cambio ha sido maldecida con unos poderes cibernéticos incomprensibles.

De hecho, sobre estos poderes recaerá la jugabilidad del título, pues si bien nos servirán para abatir las hordas cibernéticas, también nos valdrán para poder avanzar por las distintas fases, que como veremos, estarán más enfocadas a los rompecabezas y las físicas de lo que podemos llegar a pensar.

En definitiva tenemos una trama que cumple sin más, llegando a resultar lo que esperábamos de un título de esta envergadura. Llegando a contar con algún que otro giro de guión -bastante previsibles, eso sí-.

Con este brazo, yo te rajo. Pero también me vale para crear nuevos caminos

Aunque a simple vista Giga Wrecker puede parecer un metroidvania con claros tintes de puzles, la verdad es que es en estos donde recae toda la importancia de la obra de Game Freak.

De hecho, todos los enemigos que abatamos en durante el trascurso de la historia tendrán un porqué en el mapa de cada fase, y en más de una ocasión será necesario derrotarlos usando las estructuras del mapeado.

Tal es así que gran parte del escenario puede ser destruido a nuestro paso, lo cual nos conducirá a poder llegar a nuevos caminos, siendo las físicas de las estructuras que destruyamos las que predominen sobre nuestros pasos.

La posición en la que efectuemos el golpe o que sección de la columna destruyamos determinará si será suficiente o no para poder abrirnos camino. Aunque por desgracia, las físicas no son perfectas, y en más de una ocasión nos dejará completamente vendidos.

Por suerte podremos dar marcha atrás en el tiempo en casi cualquier ocasión lo que nos permitirá devolver las columnas a su posición original y con ello ganar otro intento poder circular por el nivel.

Todos los elementos destruibles estarán colocados de una manera muy estratégica, pero lo que más nos ha gustado es que en varias ocasiones podremos abrirnos camino de distintos modos, lo que nos permite tener más personalidad a la hora de progresar y no ser tan cuadriculados como el juego exija.

Distintos poderes para dominarlos a todos

A medida que progresemos en la historia, desbloquearemos diferentes habilidades para nuestro mecánico brazo, que aunque también nos invitarán a enfrentarnos a nuestros adversarios de distinta manera, su verdadero uso será ideal nuevas maneras de afrontar los puzles.

Lo primero que podremos hacer es aprovechar los escombros de todo lo que destruyamos para recogerlo con nuestro brazo y generar una verdadera bola de demolición, que dependiendo de su tamaño será capaz de eliminar enemigos o no.

Por otra parte con ellos podremos hacer uso de otras habilidades que adquiriremos con el tiempo, como generar bloques que nos permitan llegar a zonas más altas, o trampolines para saltar más alto.

Todo esto suma al juego muchísimas mecánicas cargadas de jugabilidad, donde la astucia es lo más importante.

Por supuesto también hay combates, pero quedan en segundo plano ante los puzles, por lo que os avisamos, si buscáis un metroidvania como Hollow Knight, este juego está bastante lejos de parecerse a él.

También habrá jefes, aunque debido a la corta duración de la aventura no son muy numerosos, aunque si suponen un buen reto de habilidad, por lo que todo el mundo podría quedar satisfechos con ellos.

El apartado gráfico queda a la cola en esta obra de físicas y acción

Aunque el juego es divertido, llegado cierto punto puede ser monótono y repetitivo al igual que sus escenarios, que sin ser precisamente preciosos, se hacen muy cansinos y poco variados.

Igual pasa con los gráficos, que aunque usan un estilo pixelado bastante resultón, cierto es que no impresionan demasiado. De hecho las escenas se cuentan con bellos artes -aunque poco variados- y aunque el diseño de los personajes nos recuerda bastante a los vistos en Pokémon -en especialmente a la última entrega- no llegan a causarnos la misma sensación que la otra obra del estudio.

La banda sonora sin embargo, si nos parece bien lograda, pegando totalmente con las distintas situaciones que afrontamos durante el título. Aunque tal vez podríamos de disfrutar de más temas de tener más escenarios o duración.

Conclusiones

Giga Wrecker Alt. divierte, aunque por desgracia ni su trama ni su jugabilidad se mantiene a flote durante toda la aventura, contando con algunos altibajos que nos invita a querer continuar como dejar de jugar por igual.

Su sistema de físicas, aunque ingenioso, cuenta con algunos defectos capaz de desesperarnos, y el resultado tan repetitivo que nos hace pensar en por qué no se han aprovechado mejor las batallas.

Eso sí, el diseño de los personajes y la banda sonora respira Game Freak por los cuatro costados, y aunque lamentamos profundamente que el apartado gráfico no esté a la altura, estamos satisfechos con esta obra.

Donde comprarlo

Lamentablemente, su edición para PlayStation 4 solo estará disponible -al menos en su lanzamiento- para PS Store, el sistema de ventas digitales de PlayStation, saliendo a la venta con un precio estimado de 19.99€.

¿Quieres comentar esta noticia? Puedes unirte a nuestro CANAL DE DISCORD